Investigación Encubierta:

Perros Desesperados, Confinados por Criador que Mutilaba a los Cachorros

Actualización: 8 de marzo de 2022

Tribunal Salva a 39 Perros de un Criador Local Tras Investigación de PETA

El juez de circuito Jason J. Elmore del Tribunal de Circuito 28 dictaminó que 39 perros incautados en enero por la Oficina del Sheriff del Condado de Missaukee de la perrera sin licencia del criador John D. Jones no deben ser devueltos a su custodia y deben ser dados en adopción. Este fallo significa que estos 39 perros, que tanto han sufrido, tendrán la oportunidad de encontrar hogares cariñosos y dejar atrás los recuerdos de las cajas empapadas de orina, el frío helado, las jaulas inhóspitas al aire libre y la negligencia crónica de Jones con respecto a sus necesidades básicas. PETA celebra un nuevo comienzo para estos perros y espera que a Jones se le prohíba de por vida poseer más animales.

VIDEO  ¡ACTÚA!

Una investigación encubierta de PETA de 2021 encontró decenas de Jack Russell terriers y sus cachorros confinados en caniles pequeños e inhóspitos y en casillas de madera con poca protección contra el frío helado y la nieve las 24 horas del día en JRT John’s Jack Russell Terriers, un criadero de perros cerca de Lake City, Michigan. Tenía a los perros con el único propósito de criar, sin ninguna comodidad en absoluto, aislados en jaulas sin camas, juguetes ni estimulación de ningún tipo. Durante cerca de 40 años, el operador del criadero reprodujo perros y los vendió a cientos de dólares cada uno.

Tras cuatro días de protestas y sentadas de activistas y miles de sus llamadas y de e-mails a la Oficina del Sheriff del Condado de Missaukee, agencias humanitarias rescataron a los perros el 7 de enero de 2022. El 20 de enero de 2022, el fiscal del condado de Missaukee, David DenHouten, presentó cargos de crueldad por delitos graves y menores contra el criador.

Mutilados sin Analgésicos y Alojados en Casillas con Paja Empapada de Orina

Las perras y sus cachorros estaban confinados en casillas de madera en una cochera llena de basura y elementos desechados. Los perros pasaban semanas con la paja empapada con orina. La cochera apestaba a vapores de amoníaco, que los cachorros recién nacidos y sus madres se veían día tras día obligados a inhalar a través de narices que son miles de veces más sensibles que las nuestras.

El criador hacía un corte y luego retorcía y les cortaba la cola a los cachorros, y con alicates para uñas les cortaba los espolones –que tienen hueso dentro–, que son similares a nuestros pulgares. Privados de anestesia durante estas dolorosas mutilaciones, los cachorros gritaban doloridos.

Empapados y Tiritando de Frío, con Fardos de Paja Seca sin Usar a un Costado

Los perros estaban encerrados afuera, sin camas ni juguetes, sobre la nieve y el barro. Estaban expuestos a la lluvia fría y la nieve, quedando empapados y sin poder calentarse o siquiera secarse.

El criador solo colocaba un poco de paja nueva en cada una de las casetas destartaladas donde se guarecían, dejando a estos perros de pelo corto tiritando constantemente en el frío helado. A pesar de que un día contaba con 20 fardos de paja disponibles allí, él rechazaba el pedido del investigador de PETA de proporcionarle a cada perro tembloroso más de un mísero doceavo de fardo de paja. La paja vieja, mojada o congelada que hedía a amoníaco era dejada dentro de las casetas y solo se esparcía una pequeña cantidad de paja nueva.



Bebederos Congelados y Sucios

El agua de los perros se congelaba todos los días. Algunos perros lograban hacer agujeros en el hielo y así poder lamer algo de agua. Cuando el investigador de PETA removió el hielo y les dio agua fresca, ¡el criador dijo de dejar de hacerlo porque “no era necesario”! Cuando se les daba agua, los perros de inmediato tomaban, incluso por hasta más de un minuto entero.

Durante los meses más cálidos, el agua de los perros tenía barro y algas. El criador le dijo al investigador de PETA que tan solo “agitara” el agua y no proporcionó elementos de limpieza.


Aislados, con Sufrimiento Psicológico Extremo

Privados de compañía, ejercicio y estímulos, los frenéticos terriers solo corrían en círculos, caminaban de un lado a otro y saltaban, rasguñando desesperados el alambrado de las jaulas. Sus ladridos eran ensordecedores. Este tipo de comportamiento es un intento devastador de tratar de hacer frente a la frustración y al estrés del confinamiento intensivo y a las privaciones.

El investigador de PETA nunca vio que el criador tocara a los perros que estaban alojados a la intemperie, y, como era de esperar, son muy inquietos y antisociales.

Una tarde, el investigador de PETA encontró un perro solo muerto en un canil, con la boca llena de paja y hojas. El criador no tenía idea que el perro había muerto, aparentemente, no había controlado el estado de sus decenas de animales desde el día anterior.



Un Historial de Violaciones

Según se informó, alrededor del año 2008, 85 perros fueron incautados a este hombre, quien vivía en el condado de Barry, Michigan. Poco tiempo después, se mudó al condado de Missaukee, presuntamente porque sabía que no había un departamento de control de animales allí. Pero en 2012, la Oficina del Sheriff del condado de Missaukee inspeccionó reiteradamente este criadero y describió condiciones impresionantemente similares a las que PETA encontró en 2021. Los funcionarios trataron de trabajar con este criador para mejorar las condiciones de vida de los perros, pero fue imposible. Entonces el fiscal de la localidad lo llevó a los tribunales, lo que resultó en la incautación de al menos 165 perros de su propiedad en 2013.

Ocho años después, PETA encontró que poco había cambiado en la perrera, pero en la oficina del Sheriff, el interés por ayudar a los perros ya no era una prioridad, y lo postergó cinco semanas antes de finalmente prestarles ayuda.

¡Tu Puedes Ayudar a los Perros!

¿Alguna vez compraste un perro? Si es así, ¡probablemente contribuiste a un sufrimiento como este! Depende de todos nosotros asumir la responsabilidad personal de detener la terrible crueldad de la industria de los cachorros.

Por favor, nunca compres animales, mejor adopta. Mientras la gente siga comprando animales de compañía y creyendo los huecos reclamos de marketing del comercio de mascotas, innumerables individuos animales sensibles sufrirán, serán encerrados, aislados y pasarán privaciones en fábricas de cría como esta.

El Departamento de Agricultura y Desarrollo Rural de Michigan (MDARD) es el encargado de supervisar perreras como esta y se espera que haga cumplir los estándares mínimos para el cuidado de los perros. Insta al MDARD a investigar esta perrera de inmediato y asegurarse de que los perros nunca más sufran en manos de este criador en ningún lugar de Michigan.


Investigación Encubierta: Perros Desesperados, Confinados por Criador que Mutilaba a los Cachorros

Insta al MDARD a investigar esta perrera de inmediato y asegurarse de que los perros nunca más sufran en manos de este criador en ningún lugar de Michigan.

Todos los campos en negrita son obligatorios.
Ver Mensaje +

Al enviar este formulario, estás aceptando que recolectemos, almacenemos, utilicemos y publiquemos tu información personal de acuerdo con nuestra política de privacidad, así como recibir correos electrónicos nuestros.


Si crees que eres apto para realizar investigaciones encubiertas como esta, por favor contáctanos.

Haz clic aquí para agradecerle al investigador que expuso esta crueldad.